01 abril 2005

Thánatos

Terri Schiavo por fin descansa en paz. Esos 15 años que vivió de más no eran vida, sino un alargamiento artificial, cruel e innecesario de la misma. ¿De qué le servía vivir eternamente en la cama de un hospital, rodeada de tubos y máquinas y sin poder hablar ni moverse?

La derecha cristiana, y no sólo la estadounidense, considera inaceptable la posibilidad de que una persona pueda disponer de su propia vida. Los católicos ponen a Juan Pablo II como ejemplo de dignidad y fortaleza ante el sufrimiento, aunque yo más bien creo que es inhumano mostrar el sufrimiento de un anciano agotado a millones de personas, como si de un macabro reality show se tratase. Se llamarán a sí mismos pro-vida, pero no pocos han cambiado de opinión en cuanto les tocó de cerca, y es que no hay nada como sufrir (o ver sufrir a un familiar) para que uno se olvide de ideologías.

Si un día me ocurre algo parecido a lo que le pasó a Terri Schiavo, no pienso permitir que los pro-vida quieran disponer de mi vida y alargarla por medios artificiales hasta lo indecible. Así que, desde aquí, digo que en ese caso prefiero morir.

</rant mode>

Comments on "Thánatos"

 

Blogger David said ... (viernes, 01 abril, 2005) : 

Me acabo de enterar del doble rasero de Tom DeLay en este espinoso tema, y es que ilustra perfectamente lo que dije en mi último post.

Resulta que este hombre, el líder de la mayoría republicana de la Cámara de Representantes, se enfrentó a un caso similar hace 17 años cuando su padre sufrió graves daños cerebrales.

Entonces estuvo de acuerdo en no alargar artificialmente la vida de su padre. Sin embargo, su postura en el caso Terri fue justo la contraria.

Más información en este blog.

 

post a comment

<\$BlogItemBacklinkCreate\$>